Historias de la KY

En la calles del mundo nos encontramos con amigos, viajeros, nativos, conocidos y desconocidos, personas que practican alguna técnica o profesión en diversos contextos culturales. Personas que viven cosas y que en algún momento tienen algo que contarnos, historias que pasan desapercibidas en el día a día, pero que tienen mucho que aportar, historias de la KY.

Rojo pasión

Cuando en la ciudad de Bogotá e ‘coloso de la 57’, Estadio Nemesio Camacho El Campin se visten de rojo y azul la fiesta es a otro precio. Los dos equipos de patio de la capital colombiana despiertan, más allá de pasiones, un fervor casi místico entre sus seguidores.

leer más

Salud por el café y los cafés

Alrededor del café se han escrito y vivido grandes historias. En el Café Pasaje, una de las cafeterías más tradicionales de Bogotá, con más de 70 años de fundada, se reunieron a departir expresos, cortos, cafés con leche o simplemente tintos, personajes como Jorge Eliécer Gaitán y León de Greiff, entre otros cuantos mientras discutían de política o se ponían a leer libros.

leer más

EFÍMERO 3

Todo, nada, caos, calma. Respiraba profundo cada vez que alguien le preguntaba para ella qué era el amor y cómo podía acostarse siempre con tantas personas, pero amarlo solamente a él. Ella era extraña, un ser casi extraterrestre que no espera la meditación y el análisis potencial de consecuencias para realizar una acción, su miedo era nulo y su transparencia irremediablemente inapropiada.

leer más

Apúntense a este Virus Tropical

La imagen de una Quito lluviosa, está lejos de ser fría. Ni siquiera porque esté hecha a blanco y negro. Lo bicromático de la escena no impide que los espectadores evoquen un universo de colores.

Son colores variados, intensos. Tal cual como la historia que se cuenta en 96 minutos, que incluye a un padre de familia exsacerdote, una madre medio vidente, una particular mujer del servicio doméstico y tres hermanas tan raras como interesantes.

leer más

EFÍMERO 2

Fumo dos plones. Pongo la música al mayor volumen posible, porque hay que aprovechar que estoy sola. Ya empieza a hacer efecto el tetrahidrocanabinnol, y la música me entra por los poros. Extiendo la cobija gris suave que me regaló Narura por no sé qué pedido, me miro al espejo y al verme tan sensual y tan violenta me empiezo a quitar lentamente la ropa.

leer más

El Puente Cotidiano

Un tarde volviendo de almorzar a la oficina, un colega me mostró una foto desde su celular y me dijo, pilla, y yo, ¡ah sí el puente de Marsella… ahhh! ¡Y tu dibujo (en un sticker pegado en el puente!: severa foto! Pero mira: Insistió. Me fije mejor, y para mi sorpresa, yo estaba en la foto apunto de emprender mi camino por el puente.

leer más

¿Qué tanto vale la vida?

Es un sábado de mayo. 4:30 de la tarde. Mientras algunos caminan por la calle y otros esperan el bus, empieza una gritería. Voltear a mirar hacia el sitio de donde viene la bulla es inevitable. La imagen, casi que increíble, hace fruncir el ceño de muchos de los espectadores. Un hombre quiere detener el paso de una buseta, al tiempo que su conductor sigue avanzando como si en frente no hubiera nadie.

leer más

Solo por hoy, la historia de un viaje al interior

Solo por hoy  vivo mis deseos, sueños y aprendizajes. Hoy desde la costa del Pacífico de México poniéndole palabras a mi experiencia. Ya hace tres años que disfruto cada día de mi Despertar; donde poseo toda la información necesaria, en este  momento, para sanar y confiar (principios Honoponopo), disfrutar sabiendo que el día es más sencillo de lo que parece, si dejo entrar el amor y la abundancia, despreocupándome de todo mal y jugando, pidiéndole al Universo.

leer más